FANDOM


Yui Ayanami es una superviviente de la Guerra de la Llave Espada y la hija del renombrado general Hikari Ayanami.

Biografía

Orígenes

Se desconocen los orígenes de la Semilla del Origen, pero se sabe que es lo que dio vida a los Seres Primordiales, Lumen y Umbra, y que fue usada por el primero para crear el Reino de la Luz y a los Seres Humanos tras vencer y encerrar a su hermana en el Reino de la Purificación del Corazón. Umbra, aprovechando que su hermano había bajado la guardia, ató la Semilla a uno de los corazones humanos, lo cual hizo que Lumen perdiese influencia y a ella ganarla un poco, provocando eventualmente la Gran Guerra.

La Semilla acabó siendo heredada de padres a hijos durante generaciones, hasta que acabó heredada por Hikari Ayanami. Cuando éste contrajo matrimonio con Elena Mäkelä, la hija que concibieron, Yui Ayanami, heredó la Semilla. En pocos años su padre empezó a entrenarla en esgrima y desarrolló su propia Llave.

Su aldea, localizada en las Montañas Neblinosas, fue atacada por Sombras cuando tenía nueve años. Ella y su madre murieron asesinadas, junto al resto de los habitantes de su aldea. A pesar de haber muerto, la Semilla regeneró sus heridas y restauró su cuerpo a la vida a la vez que mantuvo su alma aferrada al mismo. Sin embargo, su corazón había sido devorado por aquella Sombra, por lo que instintivamente, la Semilla lo reemplazó y obtuvo control sobre el cuerpo, creyendo ser la verdadera Yui.

Vida Temprana

Su padre se percató de que su hija había muerto, pero se lo calló y los dos enterraron a los difuntos aldeanos. Aquel evento cambió por completo a su padre, volviéndose más frío con ella sin explicarle por qué, y buscando un objetivo en su vida se unió a la legión de los Caballeros del Alba, llevándose a Yui con él.

Como consecuencia de ser la Semilla, Yui fue dotada con el poder de la Videncia, que le permitía ver todo lo que acontecía alrededor de otras personas a través de sus corazones mientras dormía, e incluso comunicarse con ellos telepáticamente, pero eso anuló cualquier tipo de experiencia onírica, haciéndola incapaz de tener sueños de verdad. Dado que ya no podía acceder al Poder Latente que tenía antes de "morir", creyó que ésto era su poder latente.

Guerra de la Llave Espada

Durante los siguientes dos años, Yui demostró un gran talento para el combate y fue reconocida por su profesora como uno de los mejores aprendices de la legión. Sin embargo, por razones que la joven no pudo llegar a comprender, su padre abandonó a los Caballeros y formó su propia legión con soldados que compartían sus ideales, y naturalmente se llevó a Yui con él. Pronto la legión de su padre se convirtió en una de las más influyentes y poderosas de la guerra.

Justo antes de entrar en batalla, Hikari le concedió "el último día de su vida como ser humano". Le dijo que a partir del día siguiente iba a dejar de tratarla como una hija, y sería un objeto para ganar la Gran Guerra y librar a los humanos del yugo de los Seres Primordiales. Yui tuvo el mejor día de su vida en mucho tiempo y Hikari se comportó como un padre por primera vez desde que el incidente dos años atrás. Cuando el tía terminó, Hikari la acostó y le prometió que todo por lo que le haría pasar, lo haría por el bien de todos. A partir del día siguiente dejó definitivamente de llamarla "hija".

Durante los siguientes dos años, Hikari forzó a su hija a luchar en primera línea de fuego junto a él, pero debido a su negativa a matar a otro ser humano, su padre la encerró con un prisionero armado cada día durante un mes para que no tuviese más remedio que matar o morir. Pronto la joven aprendió a matar sin pestañear pero también desarrolló un sentimiento de fobia hacia su padre. Desde entonces Yui participó en su campaña para obtener la Espada-χ y derrotar a los Seres Primordiales, que según su padre buscaban esclavizar a la humanidad de nuevo.

Durante la batalla final en lo que llegaría a ser la Necrópolis de la Llave Espada, Yui y Hikari consiguieron llegar a la localización de la Espada-χ y el último retó a Lumen en un duelo, en el que ganó extrayendo poder de la Semilla y le arrebató la Espada-χ. Sin embargo, Yui permitió que su miedo se apoderara de ella y escapó, dejando a su padre luchar sólo contra sus oponentes. Cuando ya se mantuvo a salvo del horrendo campo de batalla, la Espada-χ se quebrantó, creando una reacción en cadena que fragmentó el reino en diversos mundos.

Yui no fue engullida por la oscuridad, pero era consciente de alguna forma la causa de tanta oscuridad fue por su culpa, por lo que se rindió y decidió dejarse morir, pero fue encontrada por dos hermanos, quienes la sacaron de ese mundo mediante un corredor de las tinieblas y la salvaron del cataclismo. Yui fue llevada a salvo en Villa Crepúsculo, donde fue abandonada por sus salvadores y encontrada por los residentes.

Eventualmente, la dueña del orfanato le ofreció un trabajo. Un niño llamado Taiki Yamashita se sentía incapaz de querer vivir en el orfanato, prefiriendo vivir en su antigua casa. El niño se le permitiría vivir allí si alguien cuidaba de él hasta que se hiciera mayor de edad, por lo que Yui recibió el trabajo. En un principio le costó romper el hielo con Taiki, pero al final fueron capaces de hacerse amigos. Durante los siguientes tres años, Yui fue por fin capaz de tener una vida normal. Se volvió muy popular en el pueblo cuando se convirtió en la campeona de los torneos de lucha, pero en el tercer torneo no le permitieron participar por tener una "ventaja injusta" comparada con el resto de los participantes.

Sueños de Destrucción

Capítulo 1

Haciendo uso de su Videncia en un domingo, Yui presencia la conversión de Tiberius en una Sombra, a lo cual no le presta mucha atención. Tras despertarse, desayunar, y terminar sus tareas, procede a ir a la ciudad con Taiki. Sin embargo, en la puerta descubren a un chico inconsciente, y para la vergüenza de Yui, desnudo. Tras buscarle una manta, llevarle a casa y llamar al Doctor Tanaka, descubren que el chico no recuerda nada. Por sugerencia de Tanaka, Yui es quién le bautiza y escoge a boleo el nombre de su padre, algo de lo que casi se arrepiente inmediatamente después. Mientras Tanaka y Taiki se encargan de bañarle, Yui le compra ropa, y al volver y vestirle, Tanaka deja a Hikari a su cargo, para su frustración.

Yui y Taiki le llevan por la ciudad a preguntar si alguien le reconoce, sin suerte, y luego a comer algo. Después descubren que una ciudadana ha sido atacada por una agresora que usó magia eléctrica, y Yui, siendo la mejor luchadora de la provincia, se ocupa de investigar el caso. En el lugar del crimen no encuentran nada, pero al salir de allí, Hikari se queda unos segundos más y es atacado por la agresora cuando descubre su escondite. Al volver, Yui y Taiki lo ven escalando a los tejados y Yui le ordena que no la pierda de vista.

Con la ayuda de Taiki consigue saltar a los tejados impulsada por un hechizo de aire y alcanza a Hikari para enfrentarse a la agresora: Mayela. Consigue derrotarla fácilmente pero Catena interviene y las dos escapan en un Corredor de las Tinieblas. Yui y Hikari cometen el error de seguirlas y acaban sin saberlo atrapados en otro mundo; las Montañas Neblinosas. Yui se percata de ello (aunque no reconoce el lugar) después de perder de vista a sus objetivos mientras que Hikari se queda en la incógnita. Los dos bajan al pueblo donde presuntamente Mayela había caído, y efectivamente, algunos lugareños la habían visto pasar. Siguen su rastro montaña arriba, donde Yui se queja del frío y de su errónea decisión de no llevar sudadera antes de salir.

Al avanzar descubre un fuerte, asumiendo que Mayela estaría allí, pero antes de trazar un plan ve a Hikari acercándose a una Sombra. Yui se derrota a ésta y a las que le acompañaban antes de echarle una reprimenda a Hikari, sólo para darse cuenta de que Hikari no sabía lo que una Sombra era, por lo que se disculpa. Se van a una cueva cercana y Yui le hace un resumen de la historia de la Guerra y de cómo el reino fue dividido en diversos mundos, sin contarle sus experiencias personales. Después descubren una trampilla que lleva a una entrada secreta de la fortaleza.

Una vez dentro, Yui se ve forzada a matar a algunos residentes antes de que puedan dar la alarma. Llegan a la cima de la torre y descubren a Mayela hablando con Romulus sobre su fracaso y aparentemente sobre lo que Yui vio la última vez que usó la videncia. En cuanto Mayela abre un Corredor de las Tinieblas, Yui y Hikari intentan asaltarlo, pero Romulus se interpone en su camino y supera a Yui con facilidad, hiriéndola en el muslo. Es entonces cuando Amaya y Ryu intervienen, consiguiendo mantenerse firmes pero siendo superados igualmente cuando Romulus hace uso de magia magnética para manipular las armas de la sala, aprovechando para escapar.

Yui se frustra inicialmente pero Amaya la acaba reconociendo, aunque Yui se sorprende por ver que todavía es una niña. Ella y Ryu se llevan a los dos a su habitación del hotel, donde les explican que los tipos a los que han atacado forman parte de un grupo llamado Eclipse Eterno, que se dedica a buscar y abrir Brechas Dimensionales para sumir a los mundos en estados de letargo. Afortunadamente, Amaya y Ryu poseen su propio método para viajar por los mundos: un Navío Solar. Yui sugiere partir inmediatamente, pero al final se quedan una hora más cuando descubren que Hikari necesita dormir.

En construcción

Personalidad

Yui tiene una naturaleza fuerte y determinada, emparejada con su capacidad para pensar bajo presión, que le han dejado con el potencial definitivo de un día ser un gran líder. Mientras que no miedo de dar órdenes, tampoco tiene ningún problema en recibirlas. Cuando la situación le obliga a ser seria, puede serlo gravemente, un hecho que le hace arriesgar su propia seguridad para asegurar la victoria. En su mayoría, es una chica firme y directa, y fuertemente comprometida con lo que ella cree que es correcto.

Desafortunadamente, su emoción tiende a nublar su juicio y a veces actúa impulsivamente y precipitándose en la confrontación, obstaculizando sus habilidades del liderazgo y demostrando que mientras que ella puede llegar a ser una gran líder con el paso del tiempo, por el momento no está lo suficientemente preparada como para manejar la responsabilidad de liderar a los demás en la medida en que se necesita. Además, cuando está enfadada consigo misma, tiene el mal hábito de desahogarse enfureciéndose con los demás, y aunque es consiente de ello, es incapaz de evitarlo aunque lo intente.

Lo que más le disgusta es exponer sus debilidades emocionales. No por un sentimiento de orgullo, sino porque no quiere hablar sobre sus traumáticas experiencias del pasado porque sabe que todos esos recuerdos volverían a afectarla y quedaría como una niña frente a los demás cuando prefiere que la vean como una adulta sin defectos. Así que ésta forma de pensar le ha convertido en una persona muy trabajadora y en ocasiones perfeccionista. A pesar de eso, también es algo despistada, olvidándose por ejemplo de cerrar la puerta al entrar o salir. También parece ser algo cerrada y prejuiciosa respecto a las personas que acaba de conocer.

A pesar de ésto, Yui también tiene un lado suave. Aunque a veces se muestre distante hacia otras personas, está completamente dispuesta a escucharles, ayudarles si están en problemas y a veces incluso a abrirse a ellos. En realidad es una persona amable y simpática y se siente bien cuando los demás dependen de ella. Y aunque a veces enmascare este lado de sí misma con una actitud mandona y perfeccionista, ha mostrado una personalidad dulce y alegre, aunque sólo sus amigos cercanos han visto esto.

Por desgracia, Las cicatrices que todos los sucesos de su vida han dejado en su corazón esconden un lado muy oscuro de ella misma. Al haber perdido a su madre y amigos y participado en la Guerra de la Llave Espada siendo tan sólo una niña, Yui fue forzada a aprender a reprimir sus emociones en el combate. Ésto le ha permitido ser capaz de ser capaz de matar sin dudarlo, pero aún así carga en su conciencia con las vidas que ha quitado durante el conflicto. Sin embargo, en los tres años que han pasado después del conflicto, ha conseguido olvidar parcialmente todo eso, enterrando todos esos sentimientos y desprendiéndose del dolor, pero las heridas no han sanado del todo.

Relaciones

  • Hikari Ayanami - Su padre. Yui tiene sentimientos conflictivos respecto a él. Por una parte mantiene los recuerdos de su infancia, como un padre cariñoso y alegre, a quien admiraba e idolatraba, pero por otra parte también está el frío general que dejó de tratarla como una hija y la utilizó para sus campañas en la Guerra. Pensar en él como padre le entristece, y pensar en él como líder militar le aterra, así que hace lo posible por no recordarlo. Sin embargo, siente la necesidad de saber qué le hizo cambiar de repente, o qué hizo ella mal.
  • Amaya Kobayashi - Su primera maestra. Después de haber perdido a su madre y a sus amigos y de que su padre empezase a ignorarla, Amaya se convirtió en su primera confidente y mejor amiga. Además, el entrenamiento que Yui tenía de antemano la convirtió en su mejor alumna, recibiendo alabanzas de todos los alumnos. Yui la recuerda con mucho cariño y la echa de menos, pero no sabía nada de la retención de edad que padecía.
  • Taiki Yamashita - Su pupilo, a quien llama Tai. Yui le conoció unos meses después del fin de la guerra, cuando la dueña del orfanato le encomendó cuidar de él. En un principio no eran precisamente uña y carne debido a que cada uno había pasado por experiencias traumáticas, pero en unas pocas semanas supieron romper el hielo. Para Yui, Tai es el hermano pequeño que nunca tuvo, pero no cree que sea conveniente contarle su pasado, por lo que se limita a darle compañía y estar ahí cuando le necesite.
  • Hikari - El chico amnésico que Yui tuvo que hacerse cargo. En un principio, Yui se siente frustrada por tener que cargar con él porque lo considera un niño en el cuerpo de un adolescente, y es bastante dura con él intentando mantenerle distanciado de ella, pero también admite que no le falta valor ni preocupación por el bienestar de los demás.

Estilo de Lucha

El estilo de lucha de Yui se centra en golpes fuertes y precisos para las tácticas ofensivas, al mismo tiempo de que se vale de su agilidad para las maniobras evasivas, aunque su punto débil sea la defensa. Sus ataques pueden ser desde elegantes y llamativos a brutales y poderosos según requiera la situación, convirtiéndola en una luchadora muy imprevisible. También cabe añadir que Yui es zurda, por lo que lucha usando la mano izquierda. Se ha oxidado un poco en los últimos tres años por la falta de práctica pero es capaz de volver a estar en forma en poco tiempo.

Yui aprendió de Amaya a combinar sus ataques físicos con magia. Puede desde usar ambos ataques en un solo combo o incluso usarlos a la vez en un solo golpe. Su capacidad de reaccionar con velocidad ante cada situación y de mantener la cabeza fría en combate combinados con su habilidad y talento natural para el combate hacen que Yui sea una de los guerreros más poderosos de su época.

Sin embargo, cuando deja que sus emociones la gobiernen o recuerda momentos de su pasado que tanto le ha costado olvidar, todo ese talento y habilidad se puede venir abajo y puede desde quedarse paralizada a ejecutar golpes sin pensar, estando muy expuesta en ambos casos. Pero es capaz de aprender a superar eso y aprender de sus errores, aunque a veces necesite ayuda externa.

Su afinidad elemental es Agua, pero su rango de maná es D, por lo que su capacidad de manipular el elemento no es muy alta. Desde que empezó a vivir con Taiki, Yui aprendió a explotar su conocimiento del Agua al máximo, sacando el mayor partido que puede a pesar de su bajo rango de maná, y ha iniciado estudios de su elemento secundario, Hielo, pero del terciario, Tiempo, no ha aprendido nada. Puede desatar haces de agua que pueden servir para empujar o desequilibrar a su rival, y lanzar estacas de hielo o generar barricadas que sirven como protección. También sabe utilizar magia curativa para cerrar heridas.

Poderes de la Semilla del Origen

Al ser la Semilla del Origen, Yui es una fuente de Luz y Oscuridad autosuficiente. Gracias a eso, su "núcleo" es completamente independiente de la fuerza vital de Lumen o de Umbra y puede autoabastecerse por sí sola sin realizar pactos ni sufrir consecuencias. Yui puede usar esa Luz y Oscuridad que emana de su "núcleo" directamente al combate, pudiendo usarla tanto como necesite preocupándose solamente de su agotamiento físico.

Yui no sabe que es la Semilla, por lo que cree que la fuerza oscura que posee proviene de su corazón y fue "marcada" por las Sombras cuando la mataron. También tiene miedo de que la gente la tema o quiera usar como un arma si descubre ese poder suyo, por lo que recurre a sus poderes. Si quisiera, podría usar telequinesia, volar y desatar rayos fulminantes mediante su Luz a través de su paz y equilibrio emocional, o aumentar su fuerza y velocidad, teletransportarse y generar llamas negras mediante su Oscuridad a través de su impulsividad y emociones.
También posee una amplia gama de poderes concedidos por la Semilla:

Videncia

Su "Poder Latente" es la Videncia (見る Miru), que le permite ver a través de todos los seres vivientes y comunicarse con ellos mientras duerme, aunque ésto le priva de cualquier experiencia onírica, siendo incapaz de tener sueños. Es por eso que en el fondo odia este poder, a pesar de las ventajas y conocimiento que puede proporcionarla.

Creación

Dado que no es un corazón, la Semilla no puede tener una Llave u otro tipo de Catalizador Espiritual ligado a ella, pero a pesar de eso, Yui posee una. La razón de ésto es que, aunque ella no lo sepa, en vez de invocar la misma Llave como lo hacen el resto de las personas, en realidad está creando una nueva con la misma apariencia que la anterior, y luego es destruida cuando deja de utilizarla, proceso que le provoca cierta sensación de fatiga.

La verdadera naturaleza de su autoridad como ser viviente que de cuya existencia proviene la de todo le concede el poder de la Creación (創造 Sōzō), que puede asimilar el conocimiento de un objeto y recrearlo. Su Llave es en realidad una copia de la que poseía la verdadera Yui. Puede extender este poder a cualquier tipo de arma cuya información haya recabado a través del contacto físico y acceder a sus poderes, siempre y cuando ya haya existido de antemano dado que no posee los conocimientos necesarios para crear algo que no ha existido antes. Sin embargo, crear un catalizador espiritual existente no le concederá el Poder Latente del portador de la original dado que eso proviene del Corazón.

Resistencia a la Muerte

Antaño, la Semilla del Origen tuvo un cuerpo propio en forma de Árbol de Loto que fue eventualmente destruido, por lo que para que no perder este segundo cuerpo con tanta facilidad, ha desarrollado instintivamente un poder llamado Resistencia a la Muerte (死に対する抵抗 Shi ni Taisuru Teikō). Consiste en una capacidad que impide que su cuerpo muera, no importa cuántas heridas reciba. Por supuesto no puede ignorar el dolor y puede acabar incapacitada igualmente, pero puede curar sus heridas usando magia.

También posee una lenta capacidad regenerativa. Todas y cada una de sus heridas pueden acabar sanándose por sí solas, hasta el punto de que si perdiera una extremidad la acabaría recuperando tras uno o dos meses. Por supuesto, si la Semilla es arrancada de su cuerpo, éste morirá por completo. Tampoco puede afectar a su longevidad, por lo que cuando su cuerpo no dé más de sí al llegar a una edad avanzada, ella "fallecerá" como Ser Humano, pero la Semilla seguirá viviendo por toda la eternidad.

Arma

Abaddon Plasma (Ulday)

Plasma de Abadón (dibujado por PortadorX)

Como se ha dicho, Yui puede, a través de su Creación, replicar cualquier arma existente. Su primer intento, a pesar de no saberlo, es la Llave de la Yui original, Plasma de Abadón (アバドンプラズマ Abadon Purazuma). Normalmente las Llaves son Catalizadores Espirituales, pero dado que Yui no puede tener uno, ésta Llave debería considerarse más bien un arma.

Su mango es negro con una punta blanca y está completamente rodeado por el protector, que es amarillo. Cada lado de la guardia tiene dos picos que apuntan en diagonal hacia abajo. El eje de la Llave es de color amarillo con bordes cóncavos y termina en un punto. En la punta del eje hay un gran colgante plateado con forma de "X" en forma de la mitad superior del símbolo de nadie. Este amuleto es lo único que conecta los dientes de la Llave con el resto del arma. Los dientes están formados por un arco circular negro forrado con púas. El Llavero es un anillo negro forrado con púas doradas, similar a los dientes de la Llave. Las espigas de los lados izquierdo y derecho se redondean en el medio como una espiga más larga, que tiene una línea negra que corre por su centro.

Ésta Llave, siendo un catalizador espiritual, debería permitirle acceder al Poder Latente "Retroconocimiento", pero dado que la Yui actual no posee Corazón, le es imposible acceder a él. Plasma de Abadón es, al fin y al cabo, una copia de la Llave original. La llave en sí, afortunadamente, potencia su velocidad para poder ejecutar ataques más rápidos, lo cual le concede ventaja adicional en su estilo de lucha ya que se vale de la fuerza para atacar.

Curiosidades

Yui Ayanami (Jacket) (Concept)

El diseño final de Yui, a lápiz

  • Yui ha sido el personaje que más le ha costado a Garmagic dibujar, habiendo pasado ya por siete versiones antes de la actual.
    • En sus etapas originales estaba representada como una chica de pelo negro  largo sujetado con una coleta. También iba a tener una edad menor de la que tiene ahora, y su nombre iba a ser "Yuri".
    • Durante una temporada sus diseños posteriores estaban inspirados en Cordelia, el personaje favorito de Garmagic del Fire Emblem Awakening (concretamente su waifu), y su carácter iba a ser más maduro, pero luego Garmagic decidió quitar algo de madurez a su personalidad. A consecuencia de ésto descartó ese modelo porque no cuadraba demasiado con sus rasgos actuales.
    • El modelo actual de Yui está inspirado en un personaje dibujado en el libro de arte Haru to Tsuki to Sora to, de Takashi Takeuchi.
Yui Versions

Las anteriores versiones de Yui (en orden cronológico)

El contenido de la comunidad está disponible bajo CC-BY-SA a menos que se indique lo contrario.